La tecnología avanzó a pasos gigantescos en los últimos años y se involucró mucho en nuestras vidas. Desde hace más de 5 años Apple lanzó Apple Pay, una nueva forma de pago que facilita la vida de los usuarios. A continuación, te contaremos más sobre ella y nuestra experiencia al usarla.

Apple Pay es una de las mejores formas de pagar

Las formas de pagar en los locales y establecimientos cambiaron mucho en los últimos años. Gracias a las nuevas herramientas de pago como Apple Pay no es necesario tener que sacar la cartera, ni tampoco estar pendiente de tenerla en un sitio al que puedas acceder con el consiguiente peligro de perderla que eso lleva.

Lo mejor de todo es que la función es compatible con Apple Watch, por lo que ni siquiera tienes que sacar el móvil del bolsillo. Por si fuera poco, funciona en Chrome, Edge y Firefox en iOS 16. Pagar cualquier producto es mucho más rápido y sencillo que con una tarjeta normal y ya no digamos que con dinero efectivo.

Apple Pay en móvil y Apple Watch

Utilizar Apple Pay es realmente sencillo, solo tienes que acercar el iPhone al datáfono o terminal de pago contactless. Sin tocar ningún botón, con el teléfono bloqueado. El mismo iPhone detecta que hay un terminal de pago y enciende la pantalla.

En la pantalla del dispositivo saldrá tu tarjeta preferida y te pedirá que pongas la huella. Toda esta acción no requiere ni un segundo. Con el reloj es hasta más simple, solo necesitas dar dos toques al botón y acercarlo al terminal.

La seguridad siempre estará garantizada con Apple Pay. La función utiliza un código de transacción único y un número específico de dispositivo. Así, la compañía no almacena el número de la tarjeta en el iPhone ni en los servidores. Además, Apple lanza refuerzos de seguridad de forma constante.

En caso de perder el móvil, no habrá ningún problema, pues para poder pagar con tu iPhone necesitan tu huella dactilar. De esta manera, nadie a excepción de ti podrá usar Apple Pay desde tu iPhone.

Apple Pay funciona en cualquier lugar que admita pagos sin contacto. Por si fuera poco, la lista de países donde se admite es bastante amplia e incluye los 5 continentes. Puedes echar un vistazo a la lista completa en el siguiente link.

La primera vez que lo usé sentí que ya nunca más iba a volver a pagar de la forma tradicional. Te olvidas de llevar dinero encima y de otras preocupaciones. Además, en la aplicación Wallet te viene un resumen de todos tus pagos. Por lo que sin duda, Apple Pay es una herramienta que llegó para facilitar la vida.