En la actualidad, Intel se encuentra trabajando en el desarrollo de chips de última generación con el objetivo de retomar el control sobre el mercado de microprocesadores. Prueba de ello es una reciente publicación de la compañía norteamericana donde presentó la nueva tecnología que estaría detrás de los semiconductores Intel.

Intel planea potenciar la industria de chips e impulsar la Ley Moore más allá de 2025

El Grupo de investigación de componentes de Intel anunció los nuevos planes de la empresa durante el International Electron Devices Meeting (IEDM) 2021, realizado en San Francisco. En este sentido, la empresa dio a conocer una gran variedad de técnicas y proyectos para optimizar el rendimiento de los chips actuales y llevarlos al siguiente nivel. Algo similar a la nueva tecnología de transistores de IBM y Samsung.

Chips Intel.

De igual forma, el equipo de desarrolladores expresó la ambición de Intel de llevar la Ley de Moore más allá de 2025. Esta ley no es más que una hipótesis realizada en 1965 la cual establece que la cantidad de transistores en un chip se duplicaría cada año y el precio por unidad disminuiría.

"En Intel, la investigación y la innovación necesarias para la Ley de Moore nunca se detienen. Nuestro Grupo está compartiendo avances de investigación clave para brindar tecnologías de envasado y procesos revolucionarios para satisfacer la demanda insaciable de computación potente de la que depende nuestra industria y nuestra sociedad”.

Robert Chau, Gerente General de Investigación de Componentes en Intel.

En cuanto a la nueva tecnología de semiconductores, la empresa norteamericana presentó su nuevo proyecto de empaquetado, Foveros Direct. Esta innovadora técnica permitiría potenciar la densidad de interconexión de los chips hasta 10 veces. Además, los desarrolladores esperan implementar una nueva tecnología de posicionamiento de transistores en 3D, elevando hasta un 50% la densidad de flujo.

Hoy en día, Intel lucha por mantener su posición en la industria de chips ante la fuerte amenaza de rivales como Samsung y TSMC. No obstante, la compañía espera volver a la vanguardia del mercado internacional y mejorar sus conexiones empresariales para 2025.

Vía Techradar