Los próximos iPhone y MacBooks no se podrán arañar, doblarse o abollarse según una patente

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +

Apple ha presentado una innovadora patente que nos deja ver cómo serían sus futuros dispositivos. Esta indica que los próximos iPhone o Macbook no se podrían abollar, arañar o doblarse lo que los convertiría en casi indestructibles.

La patente, que se presentó en marzo y ha sido registrada el 13 de septiembre, nos muestra un acabado resistente a la abrasión que permitiría que nuestro dispositivo no se alterase con el paso del tiempo y por lo tanto, este sería casi irrompible. Una novedad que daría mucho que hablar, desde luego.

La patente consta de dos capas, una capa metálica en la parte inferior y una capa exterior de un material cerámico o un material hecho a partir de carbono con una dureza similar a la que tiene un diamante, el material más resistente del mundo.

Estas capas se añadirían sobre la capa de pintura del dispositivo abriendo la posibilidad de que los nuevos productos de Apple pudieran tener nuevos colores en sus próximos dispositivos. Esto permitiría que el producto conservase su estado original de fábrica durante su uso a lo largo de los años.

De momento se desconoce si la compañía ha incluido esta patente en los nuevos iPhone dotándolos de una gran resistencia teniendo en cuenta que los iPhone XS y XS Max cuentan con protección IP68. Esperaremos a que estos nuevos terminales salgan al mercado para conocer más detalles sobre los mismos.

Fuente: United States Patent and Trademark Office (vía TechRadar)


Como vemos, Apple no para de buscar formas nuevas de sorprendernos como esta patente que haría tu iPhone ultraresistente ¿Qué te ha parecido esta novedad? ¿Crees que Apple la ha aplicado a sus nuevos terminales? 

Compartir.